Flora

En Formentera encontramos gran variedad de ambientes con características ecológicas bien diferenciadas como son los estanques, las playas con sus sistemas dunares, los acantilados y la costa rocosa.

En árboles hay que destacar las Sabinas, especie endémica de gran belleza que junto a los pinos ocupan gran parte de las zonas arenosas y rocosas de la Isla que el viento marino esculpe con distintas y peculiares formas dándoles un curioso aspecto. La Sabina ha sido de gran utilidad para sus habitantes desde la antigüedad ya que encontraron en ella la materia prima para fabricar todo tipo de objetos de construcción, decorativos y demás materiales tradicionales de la arquitectura de casas y molinos aprovechando sus propiedades ya que es una madera muy dura, no se pudre y los insectos no la atacan a causa de su resina. Con esta madera se construyeron, y aun se construyen, los varaderos, sus casetas, y los “llaüts”. Tradicionales barcos de pesca y recreo de las islas.

Los arbustos más abundantes son el romero, el tomillo, la mata, el enebro y la estepa blanca. En las zonas húmedas del Estany Pudent abundan el junco y las grandes extensiones de caña común. En los sistemas dunares de la costa encontramos especies como el hinojo marino, el Pegamoscas, la Azucena de Mar, el Molinete, el Trébol de Dunas, el cardo de playa y el Lirio de playa

En árboles de cultivo hay que destacar el algarrobo, las higueras, los olivos, la vid y las higueras. En las casas payesas nunca faltan las chumberas, las pitas, las plantas medicinales como el aloe vera y la manzanilla, además de la menta, la hierbabuena y el azafrán.

Fauna

En Formentera hay ausencia de mamíferos carnívoros silvestres. Los mamíferos de tierra que encontramos son el conejo,el lirón careto, los ratones y el erizo así como el murciélago como animal nocturno.

La especie más característica y abundante en materia de reptiles es la lagartija. Especie endémica, que los turistas han adoptado como “símboloy aparece dibujado en todos los souvenirs como reclamo turístico. También encontramoslas salamanquesas, el dragón común y el dragón rosado. En forma más aislada también podemos encontrar la tortuga mediterránea y la tortuga mora.

Las aves más abundantes son el gorrión, el jilguero, el verderón común, el pardillo común, el verdecillo y el papamoscas. Entre las rapaces podemos observar durante el día el cernícalo común y por la noche la lechuza y el mochuelo. Así como en el campo abundan la codorniz, la perdiz y la tórtola. La isla es visitada por aves migratorias comola codorniz común, el alcaraván, el estornino, la golondrina, la alondra común, la cogujada montesina y la abubilla y los flamencos

En los acantilados, podemos observar la pardela balear. Una especie endémica y protegida de Formentera que vive siempre en el mar y sólo acude a las grutas y cuevas del acantilado de La Mola a reproducirse. Las gaviota son las aves más abundantes, También aprovechan los acantilados para anidar el cuervo, el halcón peregrino y el Águila.

Flora y Fauna Marina

Las cristalinas y transparentes aguas de Formentera, presumen de ser una de las más ricas en diversidad de especies de todo el mediterráneo.

Hay que destacar las praderas de Posidonia oceánica que rodean la isla declaradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1999 y que actúan como una depuradora natural limpiando el agua y permitiendo la sedimentación de la arena en el litoral. Además proporcionan refugio y alimento para muchas especies marinas lo que provoca que exista una auténtica selva submarina. Todo un espectáculo visual para los amantes del submarinismo y del snorkel.

Entre la abundante fauna y flora existente alrededor de la isla encontramos algas, esponjas, medusas, anémonas, moluscos, crustáceos, erizos, estrellas de mar e infinidad de toda clase de peces.

En primavera podemos observar tortugas marinas procedentes de las costas de Florida Si vamos navegando u observamos desde algún acantilado de la Isla, es posible que tengamos la suerte de divisar delfines, cachalote o ballenas.